Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Post Type Selectors
Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Post Type Selectors

Haciendo “dieta” y nada que bajo de peso ¿Qué está mal?

Por María Laura García

Escuchar esto es muy común, a muchos les pasa, se deciden a bajar de peso, se ponen a “dieta” y pasan las semanas y nada, no logran quitarse más de un kilo y medio; o bajan muy rápido entre un 5 y un 10% de su peso corporal, pero después se estancan.

En estos casos, es cuestión de analizar el tipo de alimentación (“dieta”) y nuestros hábitos diarios; porque algo estamos haciendo equivocadamente y, seguro, estamos siguiendo una “dieta de moda” o no estamos comiendo según nuestras características metabólicas y ritmo de vida, algo que debería calcular y evaluar un especialista.

La lógica y el sentido común….

Lo básico y elemental es deducir que, si no estas perdiendo peso es porque estás gastando menos energía que la que estas consumiendo, es decir, o te estás pasando con la cantidad de comida o no haces ejercicio físico o no te mueves cotidianamente lo que deberías, estas todo el tiempo sentado.

El tema de la comida es muy relativo, requiere de mucha educación, porque puedes decir que estás comiendo saludable, pero vas a la cocina y te preparas una ensalada deliciosa y la cargas de cosas que suman calorías: aceite de oliva sin control, aguacate, queso, chips de tocineta, semillas y etc., todo sin medir cantidades. Por tanto, una ensalada que debió tener 600 calorías, fácilmente llega al doble. No se trata de comer alimentos sanos en la cantidad que queramos sino de una forma moderada.

Se prudente con las porciones…

Mi truco, servirme en platos pequeños que se vean llenos con poco, esto nos da la sensación de habernos comido un gran plato y psicológicamente sentirás que puede parar, porque resulta mas de lo que pensamos, el engañar al cerebro. Este tipo de estrategias, que hay muchas, ayudan.

Hacer dieta, no se trata de restringir ningún tipo o grupo de alimentos, solamente de aprender de cantidades, combinaciones o sustituciones. Lleva tiempo si, pero como en todo, es cuestión de ir aprendiendo poco a poco.

Un dato importante es que si empiezas a quitar alimentos el cuerpo tendrá deficiencias, psicológicas que son determinantes y orgánicas. Si le dices a tu cerebro, puedes comer de todo, pero cuidando las porciones, evitarás el efecto estresante que tiene cuando nos prohíben algo. Por otra parte, las dietas muy restrictivas generan carencias que llevan al cuerpo a almacenar más energía ante la situación de emergencia, estado en el cual se almacena la grasa y el metabolismo se hace más lento.

Entonces, más que ponerse a "régimen"; hay que “aprender a comer bien”, introduciendo todos los alimentos en su justa medida.

Más datos…

A mí me funciona, extraordinariamente, comer enfocada, para hacerlo lento y sin prisas, disfrutando de cada bocado. Aparto 15 o 20 minutos en los cuales, ni miro el teléfono. Así evito comer de más, y que mi cerebro entienda que está comiendo con gusto, matando así ansiedades previas o posteriores. Una vez leí que comer lento “ayudará a tu aparato digestivo a hacer la digestión mejor e introducirá menos calorías por minuto”. De hecho, se dice que la sensación de saciedad comienza a los 20 minutos de haber empezado a comer.

Se disciplinado y no te saltes las comidas, porque cuando tengas chance de alimentarte llegarás a la mesa muerto de hambre y comerás más de la cuenta.

Precisamente es por esto, que se recomiendan las meriendas. Hacer 5 comidas al día, no pienses que es mucho; porque no significa comer hasta reventar en cada comida, sino lo necesario para que no haya oscilaciones de glucosa y aparezca esa sensación de hambre que nos hará comer más de lo debido.

Otra falla que suele agregar calorías y, por tanto, nos hace complicado bajar de peso es la manera en la cual preparamos los alimentos. No es lo mismo comer una papa hervida que una papa frita; las calorías se triplican. Aprender a cocinar sano también es un pilar fundamental para que la dieta funcione. Cocina al horno, al vapor, hervido y al microondas.

Otra manera de controlar calorías es aprender a hacer mercado. Planificar y hacer una buena lista donde no falten: vegetales, fruta, carne, pescado, granos y arroz o sustitutos. Trata de no ir de compras con hambre y de evitar los antojos o productos no incluidos en tu lista.

Muévete y muévete para gastar calorías…

¿Seguro que entrenas? Caminar 20 minutos no es suficiente si lo haces lento. Debes tomarte en serio la actividad física, ya que es la mejor manera perder peso. Elige un ejercicio aeróbico que te guste y practícalo de 3 a 4 veces por semana, con calma, pero sin pausa y subiendo cada vez más el nivel de exigencia. Esto te hará perder 300- 400 kcal por sesión. Camina cada vez que puedas, sube escaleras y no lo hagas en el ascensor cada cierto tiempo en la jornada, haz pausas activas, levántate y estira. Si vas a hablar por teléfono hazlo caminando, etc..

Por último…

Si te cuesta bajar de peso y has probado muchas cosas, siempre es bueno que busques el apoyo de un especialista.

Siempre podrás de su mano, aprender más trucos, ya que estudiará tus características, como ya te escribí, y te dará una solución personalizada, porque además hay otro tema esencial, y es el hecho de si sufres de patologías de base que restrinjan un poquito mas tus opciones al momento sentarte a comer.

REDES:
Instagram: @ATuSalud
YouTube: ATuSaludconMariaLauraGarcia
Facebook: ATuSaludEnLinea
Twitter: ATuSaludEnLinea

Caraota Digital no se hace responsable por las opiniones, calificaciones y conceptos emitidos en las columnas de opinión publicadas en este medio.

LO QUE ES TENDENCIA

Artículos Relacionados